CAT ESP

Blog: El consell de la setmana

RSS

¿Cuándo se empiezan a disfrutar los días de permiso laboral?

11/05/2018

Como ya debes saber, si estás trabajando por cuenta ajena y te casas o bien tienes un hijo, se muere un familiar tuyo directo o en otras situaciones que prevea tu convenio colectivo de trabajo, tienes derecho a solicitar un permiso retribuido, cuya duración varía en función de la causa que lo motiva y lo que diga el convenio.

Ahora bien, lo que tal vez ya no tienes tan claro es qué ocurre si el hecho que motiva la petición del permiso se produce en día no laborable. Por ejemplo, si tu hijo nace el sábado por la mañana. ¿Se presume que consumes los días de descanso en sábado y domingo y, por tanto, debes reincorporarte el lunes al trabajo?

Pues bien, según la jurisprudencia más reciente, esto no se debe hacer así. Si el motivo por el que tienes derecho a solicitar un permiso se produce en uno de tus días de descanso, no empezarás a gastar los días de permiso hasta el primer día laborable. Ahora bien, los días no laborables que queden en medio del permiso, estos se cuentan igualmente como días de permiso. Por lo tanto, si te casas el sábado y tienes derecho a 15 días de permiso retribuido, partiendo de que tampoco trabajas en domingo, empezarías a contar los días de permiso el primer lunes pero el fin de semana siguiente y todos los festivos de por medio que pudiera haber se contarían como días de permiso.

En cambio, esto no ocurre si te casas mientras estás disfrutando de tus vacaciones o mientras estás de baja. En estos casos deberás reincorporarte al trabajo cuando se te acabe el período de vacaciones o cuando te den el alta médica.

¿Cuándo se empiezan a disfrutar los días de permiso laboral? Facebook Twitter Linkedin Google +

¿Qué puede pasar si permitís que vuestros hijos falten reiteradamente a la escuela durante la etapa obligatoria?

04/05/2018
Permitir que vuestros hijos falten a clase de forma reiterada durante la etapa obligatoria (desde primero de primaria hasta el último curso de la educación secundaria obligatoria), puede salir muy caro, literalmente. Esto es lo que les ha pasado a unos padres del País Valencià, que los han condenado a una multa de 1.440,00 € por haber cometido un delito de abandono de familia, al no haber llevado a sus hijos a la escuela de forma seguida y reiterada durante varios meses y por no haber escolarizado a otro de los hijos hasta los ocho años de edad.

En este caso el órgano judicial consideró que el fomentar o el no poner límite al absentismo escolar supone un incumplimiento claro de los deberes asistenciales de los padres, lo que puede truncar las posibilidades que a los hijos les ofrece el aprovechamiento de la vida en el ámbito educativo.

Además, en casos como estos también es posible que de forma paralela a los juzgados, los organismos que velan por los intereses de los menores, como la Dirección General de Atención a la Infancia y la Adolescencia (DGAIA), intervengan y tomen medidas que pueden consistir desde hacer un seguimiento de la situación hasta incluso la retirada de la potestad parental y el nombramiento de un tutor que se haga cargo de los menores.

Desde el Bufet Molina Bosch queremos remarcar que los casos de abandono de familia por no llevar a los hijos a la escuela se producen sobre todo cuando hay un dejación de las obligaciones por parte de los progenitores, pero que en casos en que éstos proporcionan una educación alternativa no tiene por qué ser considerado como dejación de las obligaciones y, por tanto, no tiene por qué haber delito.
¿Qué puede pasar si permitís que vuestros hijos falten reiteradamente a la escuela durante la etapa obligatoria? Facebook Twitter Linkedin Google +

¿Puedo recuperar las arras de una compra-venta si el banco no me concede el préstamo hipotecario?

20/04/2018
Desde el 1 de enero de 2018 en Cataluña tenemos nuestra propia legislación en materia de compra de viviendas y, por tanto, ya no se rige por el Código civil español. Una de las novedades que introduce el Código civil catalán es que prevé por defecto lo que en muchos contratos de arras ya se estaba recogiendo, a saber, que el comprador puede recuperar las arras que haya entregado al propietario del inmueble en cuestión, si resulta que el comprador interesado no obtiene un préstamo hipotecario de ninguna entidad bancaria.

Ahora bien, para que esta cláusula no comporte conflictos que terminen en el juzgado, desde el Bufet Molina Bosch te recomendamos que, tanto si eres comprador como si eres el vendedor, especifiques en el contrato de arras cuando se considerará pertinente que se devuelva el importe de las arras. ¿Hay que pedirlo a muchas entidades bancarias? ¿En todas? ¿Basta con decirlo o es necesario que la entidad lo certifique? Nosotros aconsejamos que concretes por ejemplo dos o tres entidades bancarias, que se acredite la negativa con un documento del banco que lo indique y, por ejemplo, que especifiques sobre qué porcentaje del precio de compra se pedirá la financiación.

De este modo, ambas partes tendrán la seguridad jurídica respecto de cómo y cuándo se puede considerar que el comprador ha hecho todo lo necesario para conseguir la financiación y el vendedor podrá tomar una decisión más acertada sobre si debe devolver las arras o se las puede apropiarse legítimamente.
¿Puedo recuperar las arras de una compra-venta si el banco no me concede el préstamo hipotecario? Facebook Twitter Linkedin Google +
Páginas:
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 ... 83

Tambien puedes leer

Los Blogs

CONTACTA AMB NOSALTRES SENSE COMPROMÍS 93 674 17 54 o info @ molinabosch.cat
Av. Rius i Taulet 5-9, 2n 2a - 08172 Sant Cugat del Vallès

Bufet Molina Bosch
Marcas de aceptación